Browsing Category

Uncategorized

Cómo crear un dormitorio de lujo a tu medida (1)

Todos deberíamos tener un dormitorio de lujo. “Lujo” no es solo derroche y “blin-blin”. Va mucho más allá de eso. Lujo es convertir tu dormitorio en un refugio personal donde relajarte al máximo y disfrutar de un poco de paz de espíritu.

Cuidando estos 10 detalles puedes convertir tu habitación en un auténtico dormitorio de lujo, sin importar (casi) los metros, si dispones de un alto presupuesto o si vas a tirar de catálogo de Ikea:

dormitorio de lujoLos detalles marcan la diferencia. En la cama, cojines confeccionados con telas de Serendipity Fabrics. Vía: Nuevo Estilo

Dale la importancia que merece. Obvio, pero el primer requisito para lograr un dormitorio de lujo es darle la importancia que merece y superar esa idea de que esta habitación no requiere tanta atención como un salón.

Desde los cojines a la iluminación, todo cuenta para lograr un dormitorio de lujo.

Ropa de cama de lino. La ropa de cama de lino es más que una tendencia decorativa. Además de aportar su elegancia relajada a la decoración, las sábanas de este tejido ayudan a dormir mucho mejor (aquí puedes saber el por qué de este efecto). Dales el toque de lujo añadiendo unos cojines y una colcha a pie de cama.

Ropa de cama de lino, un plaid y cojines mullidos: una cama perfecta.

Cojines y almohadas. Nada nos recuerda tanto la imagen de una buena habitación de hotel como un conjunto de almohadas bien rellenas y mullidas. El truco para conseguir ese toque de lujo (sin caer en una tormenta de cojines) es colocar al menos dos almohadas a cada lado de la cama (mejor de tamaño europeo) completadas con un cojín decorativo o un cojín lumbar. ¡Así, no querrás dejar de leer en la cama! Un banco a pie de cama o algún mueble con tapa sirven para guardar lo que no uses para dormir.

Un truco: Coloca almohadas y cojines como lo hacen en los hoteles. Vía: Studio McGee.

Repetición de elementos. La tradicional simetría de los dormitorios de matrimonio no es solo una cuestión estética ni cosa de abuelas. Tener dos mesillas, con dos lámparas. dos juegos de almohadas, incluso dos pequeñas butacas descalzadoras favorece el disfrute por igual a las dos personas que comparten el dormitorio (vamos, que ayuda a la armonía de pareja). Un truco: Si quieres un look más ecléctico sin perder confort, puedes reducir un poco la simetría combinando, por ejemplo, mesillas o lámparas diferentes.

Isabel López Quesada creó en este dormitorio una simetría perfecta.

Cortinas. Su impacto estético es muy alto. Independientemente del estilo que te guste, dedica tiempo a su diseño, encárgalas a medida si tu presupuesto lo permite o asegúrate de que sus medidas son correctas para la ventana donde las colocarás. Unos estores “justitos” de tamaño o unas cortinas raquíticas arruinarán tu dormitorio de lujo irremediablemente.

Asegúrate de que las cortinas o estores se ajusten a las medidas de las ventanas. Vía: Elle Decor

Próximamente, completaremos estas claves para conseguir un dormitorio de lujo.

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardarGuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar